VENENITO

13 abr. 2013

Me siento delgada en voluntad, me siento destrozada; nada tiene que ver el cielo pues sé que en vano sirve gritar. Dónde está la calma? Dónde queda la esperaza? Todo lo malo siempre me llega, gracias por los mensajes. Déjare de hacerme pendeja te lo juro.

No hay comentarios: